Páginas

sábado, 5 de marzo de 2016

RESEÑA -> HARRY POTTER Y EL CÁLIZ DE FUEGO - J.K. ROWLING



Páginas -> 640
Encuadernación -> Tapa dura
Año de edición -> 2001
Editorial -> Salamandra
Precio -> 23,00€
Saga -> 4/7

Puntuación


Sinopsis:

Tras otro abominable verano con los Dursley, Harry se dispone a iniciar el cuarto curso en Hogwarts, la famosa esuela de magia y hechicería. A sus catorce años, a Harry le gustaría ser un joven mago como los demás y dedicarse a aprender nuevos sortilegios, encontrarse con sus amigos Ron y Hermione y asistir con ellos a los Mundiales de Quidditch. Sin embargo, al llegar al colegio le espera una gran sorpresa que lo obligará a enfrentarse a los desafíos más temibles de toda su vida. Si logra superarlos, habrá demostrado que ya no es un niño y que está preparado para vivir las nuevas y emocionantes experiencias que el futuro le depara.

Opinión personal:

Estamos ya en la cuarta entrega de la saga escrita por J.K. Rowling, y ya podemos decir que tanto Harry como los demas personajes como la propia historia de este libro han dejado atrás el toque infantil, encontrándonos con una trama más dirigida a un público adolescente e incluso adulto.

Una cosa que me gustó mucho es que por fin conocemos otras escuelas  distintas de Hogwarts (sí hay más escuelas de magia en el mundo aparte de Hogwarts jaja) y otros personajes que tendrán gran importancia a lo largo de la historia y de la saga, como por ejemplo el nuevo profesor de Defensa contra las Artes Oscuras, es el cuarto profesor en cuatro años, ¿durará este más de un año?

Todo comienza como siempre con Harry en casa de sus horribles tíos y su primo Dursley, pero esta vez tendrá que sufrirlos durante menos tiempo, porque los Weasley le prometieron a Harry que este verano le llevarían a ver los mundiales de Quidditch que se celebran en Inglaterra. Después de que recogieran a Harry y se instalaran en la tienda mágica asisten al primer partido del mundial. Harry, Ron, Hermione y el resto de la familia Weasley disfrutan de un emocionante y reñido partido de Quidditch, pero cuando salen del estadio se encuentran con una bandada de mortífagos que se dedican a destruir todo a su paso. Harry se separa de sus amigos y mientras camina solo pierde su varita, finalmente consiguen encontrarlo y cuando miran al cielo se encuentran con la Marca Tenebrosa, señal de que se ha cometido un crimen en nombre de Quién-vosotros-sabéis.

Ya en Hogwarts Harry es obligado a afrontar nuevos desafíos que volverán a poner a prueba su valor y su destreza como mago, estoy hablando de el Torneo de los Tres Magos que enfrenta a los mejores alumnos de las tres escuelas de Magia más importantes. Teóricamente solo pueden participar tres magos mayores de edad, pero no se sabe como Harry también termina participando.

En este libro vemos como el trío protagonista y los demás alumnos empiezan a conocer las Artes Oscuras como nunca antes las habían conocido, viviéndolas muy de cerca y conociendo su lado más terrorífico y salvaje.

Y el final, ese final tan increíble que construye la autora es simplemente perfecto para mantenerte enganchado y sentar las bases de las siguientes entregas. No es un final final feliz como en los libros anteriores sino que asistimos a una muerte y a una resurrección ¿adivinas quien muere y quién resucita?

Hasta el momento este es el mejor libro de la saga sin duda, aportando muchas cosas nuevas, personajes, misterios... que harán que estes deseoso de seguir con esta saga hasta el final. Libro por supuesto muy recomendado si eres fan de Harry Potter, y si no lo eres no sé a que esperas.

 Pues nada GUERREROS, esta es la reseña de hoy, dime en los comentarios que te ha parecido esta novela, si te ha gustado o si a partir de ahora solo la usarás de pisapapeles.

No olvides seguir el blog si te gustan reseñas como esta y quieres enterarte antes que nadie cuando subo contenido.